miércoles, 31 de mayo de 2017

Qué representa está extraña estatua

.

A la derecha, la estatuilla. A la izquierda, la tradicional representación de un “gris”

Mayas

Durante décadas, la desaparición de los mayas fue uno de los misterios más complejos en la historia de la humanidad. El hecho de que esta compleja civilización hubiese, en lo que parecía ser una noche, abandonado complejísimas ciudades y dejado sus grandes monumentos no tenía sentido alguno. Un milenio después, sus ciudades serían halladas en medio de las selvas de Yucatán, cubiertas por un denso dosel que las habían dejado en el olvido incluso de sus propios descendientes.

De acuerdo con las últimas investigaciones (impulsadas, en parte importante, por el desciframiento del idioma maya exitosamente culminado a finales del siglo XX) lo que ocurrió fue una crisis generalizada impulsada por el cambio climático, que le trajo tiempos particularmente duros a una sociedad que había llevado al límite extremo sus requerimientos sobre el medio ambiente. Lo que sobrevino fue la hambruna, la guerra civil y la catástrofe.
Sin embargo, algunos no están del todo convencidos con esta teoría. En primer lugar,no estamos hablando de un declive, sino de un abandono súbito de las ciudades. Es cierto que una guerra civil puede hacer que mucha gente se desplace, pero es extraño que los vencedores, al menos, no regresen a aprovechar el espacio disponible. 
En segundo lugar, los descendientes de aquellos mayas jamás retornaron a las selvas, sino que permanecieron en las costas. En aquel breve  periodo de tiempo en el que los mayas seguramente conocían las ciudades recién abandonadas ¿por qué nadie quiso regresar? Evidentemente no fue por temor a quienes las ocupaban, pues estaban desiertas. Así mismo, entre los descendientes de estos habitantes no parecían existir leyendas sobre estos territorios que motivaran una exploración posterior. No, estas ciudades sencillamente desaparecieron de la memoria.
Todo esto ha hecho que algunos propongan la polémica hipótesis de que los Mayas en verdad abandonaron sus ciudades como parte de un pacto con entidades de otro planeta: con alienígenas capaces de dirigir su civilización (en muchos sentidos excepcional) y de sacarlos de allí cuando el tiempo fue el correcto.

Otras representaciones mayas difíciles de explicar

Fantástico, lo sé. Pero no cabe duda de que la aparición de lo que parecen ser representaciones de humanoides entre las reliquias mayas hace al menos dudar al respecto.

El humanoide Maya

No es el primero, pero no cabe duda de que es uno de los más interesantes. Se encontró hace poco tiempo en la ciudad de Maxtayola, y representa con bastante precisión al estereotipo que todos tenemos de los llamados extraterrestres “grises”. Cabeza grande, ojos negros y redondos y un cuerpo delgado sin mayores protuberancias caracterizan a esta criatura, que parece estar rodeada por una serpiente y tener una cabeza humana en sus manos.
El hallazgo se suma a una serie de pequeñas estatuillas, representaciones rupestres y dibujos en los templos sagrados que parecieran indicar que seres muy parecidos a los tradicionales extraterrestres visitaban regularmente esta civilización. Sin embargo, como siempre una afirmación extraordinaria requiere una prueba extraordinaria para demostrarse.

Fuente: www.mundooculto.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.